ARGUMENTO LIMPIO: El IFE cava su tumba


Carlos Altamira

Hace unas semanas se hablaba del compromiso y necesidad de un organismo que regulara de forma transparente la mayor cualidad de la democracia: las elecciones. Se comentaba que teníamos el beneficio de poseer  una institución neutral y autónoma para fortalecer una democracia, de por sí escasa en el escenario político nacional. Se celebraban los 20 años de un proyecto político comprometido con el desarrollo político de México.

Hoy, de seguir con el oscurantismo como cualidad,  la credibilidad social del Instituto Federal Electoral (IFE) acelera su paso para cavar su propia tumba por una decisión que ilustra su vulnerabilidad.

En efecto, la elección de tres consejeros es el punto de discusión que pone en entredicho  a la mentada institución, porque más allá de ser una transparente elección, es un espacio de confrontación entre perros partidistas que buscan sacar provecho de una posición estratégica dentro del IFE.

No sólo eso, sino que hablamos de que los consejeros electos se enfrentarán a una elecciones históricas del próximo 2012 y que si no se tiene un IFE fuerte, un consejo neutral y con responsabilidad social, puede derivarse en una crisis severa democrática en México.

Y es que aquí no se propone cualquier ciudadano que desee el bien público y esté comprometido con la democracia mexicana. Los posibles 17 consejeros, dados a conocer por los partidos, están en contubernio con los intereses electorales de cada una de las fuerzas, para así gozar las atribuciones del consejo.

Cuando se revuelve el agua, cualquier ajolote es bagre

La dinámica es sencilla, tiene nombre propio y un mecanismo sencillo. Los partidos proponen una lista de candidatos, cada uno con virtudes y capacidades para desarrollar tan deseado puesto. Todos con el discurso en la frente de vigilar por la democracia y el desarrollo del país.

Los posibles consejeros tienen un amplio currículum  y un gran conocimiento de la realidad que nos rodea. Algunos han tenido altos puestos en instituciones gubernamentales y otros doctorados y maestrías. Todos como si fueran los últimos frutos que dará un árbol. Todos alzan la mano como si fueran la persona indicada.

Posteriormente, los legisladores en San Lázaro evalúan las propuestas y eligen a los candidatos adecuados al puesto, previamente haciendo una consulta ciudadana sobre la elección (claro, eso nunca se ve).

Pero qué farsa. Porque dentro de esa lista hay personas que tiene la contraria intensión de lo que el IFE quiere para consejero. Es decir; los consejeros no serán funcionarios del IFE, sino de los partidos hambrientos de triunfo y protagonismo político. Además de que la elección se hará de acuerdo a la mayoría en palacio legislativo, que a si vez, no representa a la sociedad.

Éste enfermedad nombrada “las cuotas”, ataca al IFE para socavar la credibilidad de la que hablamos. Tiene su fin, y es gozar de las atribuciones del consejo: límite de gastos de precampaña, administrar y repartir el tiempo en radio y televisión, resolver conflictos de coaliciones y frentes políticos, etcétera.

¡Ahora es cuando, chile verde, le has de dar sabor al caldo!

El problema aquí es el mecanismo por el cual se eligen los posibles consejeros electorales. Es necesario que los partidos no tengan la facultad de proponer candidatos que ellos mismos eligen argumentando que no tienen otras intenciones. Los tres consejeros deben estar comprometidos con vida democrática del país, no con los partidos políticos.

Hasta ahorita la decisión permanece en la congeladora legislativa y después de muchos pretextos. Lo que vemos es la lucha por imponer a su candidato y así tener  el apoyo en 2012. El IFE debe mostrar su fortaleza si no quiere perder lo que de credibilidad le queda.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • "Al fin y al cabo, somos lo que hacemos para cambiar lo que somos." E. Galeano

  • "Siempre fuiste mi espejo, quiero decir que para verme tenía que mirarte." J.Cortázar
  • "No hay necesidad de fuego, el infierno son los otros." J.P. Sartre
A %d blogueros les gusta esto: