Y el peso valió oro…


Por Roberto Ruiz Carmona

Tres medallas de oro, tres nuevos récords, 183 kilogramos y una mujer oriunda de Chetumal; fueron las causas por las cuales se volvió a hablar de lo que pocos hablan, se volvió a creer en aquello que no es futbol…

La halterofilia, disciplina referente al levantamiento de pesas, es una práctica poco común dentro del deporte nacional pero que ha registrado importantes dividendos para nuestro país. Si bien el antecedente de Soraya Jiménez en los Juegos Olímpicos de Sidney es hasta hoy, la máxima conquista, Carolina Valencia, permite vislumbrar un símil o una evolución de lo hecho.

En días recientes, para ser exactos, el 14 de marzo, la edición XXX del Torneo Internacional Manuel Suárez, celebrado en Cuba, provocaría el comentario de la prensa mexicana no por tradición, sino por la consecución de tres medallas de oro que Carolina Valencia concretó para la causa mexicana en esta justa. Al tiempo de ganar los metales, su capacidad de levantamiento se tradujo en el establecimiento de tres récords en el torneo, específicamente, en la categoría de 53 kilogramos.

 

¿Quién es, qué hace y qué podemos esperar de ella?

Que ¿quién es Carolina Valencia? Bueno, sencillamente, es la monarca actual en Juegos Panamericanos, figura centroamericana y la promesa más fuerte que México tiene como pesista.

Su logro fue trascendental por varios motivos. Primero, desde la hazaña de Soraya Jiménez en Sidney 2000, no había registro de logros que, como éste revelaran la competitividad y consolidación de México en la halterofilia y en particular en las mujeres. También, por ligera que parezca la competencia en el ya mencionado torneo, la consecución de las medallas es producto de lo que puede esperarse a futuro.

Para entender las dimensiones del asunto, imagine querido lector: ser mujer (en teoría, el sexo débil), levantar el doble de su peso (53 kilos), instaurar récords nuevos para su categoría y rama, y ganarle a 11 países participantes. Además de eso, considere la poca cultura en halterofilia del país y el efímero caso que le harán los medios de comunicación sólo por esta epopeya.

Técnicamente, el logro está así: Carolina Valencia levantó 81 kilogramos en arranque (es decir, de jalón o levantamiento sin altos desde el piso hasta encima de la cabeza) y 102 en envión (con descanso de la pesa sobre los hombros o levantamiento en dos tiempos), para un total de 183 kilogramos.

Ahora, le resta imaginar lo que puede suceder en competencias futuras. Si el Torneo Manuel Suárez es la antesala de los Panamericanos, ¿qué se podrá conseguir cuando en meses próximos esta última justa se celebre en Guadalajara o cuando participe en la Universiada Nacional?

Si como señala la halterista de Chetumal, esto es una preparación, eventos como el mundial de la especialidad y la Universiada Mundial en China, son exámenes o formas clasificatorias para definir quienes representarán al país en los Juegos Olímpicos de Londres 2012.

 

El sabías que…

Estimado lector, a partir de esta publicación, al final de cada uno de mis artículos le ofreceré datos curiosos acerca del tema tratado o cifras para la reflexión de las circunstancias expuestas. A continuación, el primero:

La halterofilia o levantamiento de pesas tiene su origen hace 3600 años a.C., y su práctica comenzó siendo una actividad de entretenimiento para circos y tabernas.

Anuncios
Comments
One Response to “Y el peso valió oro…”
  1. Diana D. dice:

    Me resulta gratificante que sigas exponiendo a las valiosas personas que tienen el deporte mexicano.
    Buen artículo, Robert.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • "Al fin y al cabo, somos lo que hacemos para cambiar lo que somos." E. Galeano

  • "Siempre fuiste mi espejo, quiero decir que para verme tenía que mirarte." J.Cortázar
  • "No hay necesidad de fuego, el infierno son los otros." J.P. Sartre
A %d blogueros les gusta esto: