Deportes


De pies y mendigos

Por Jorge Luis Cortina

El cuadrangular conmemorativo por el 50 aniversario de la inauguración del Estadio Jalisco, inmueble por más reconocido como uno de los recintos de mayor tradición en el futbol mexicano, terminó por verse opacado ante un hecho escandaloso: el pechazo que Rubens Sambueza,  mediocampista argentino perteneciente a Estudiantes Tecos, dio al árbitro Román Medina durante un encuentro frente al Atlas de Guadalajara.

Con ello, lejos del festejo, e incluso, del carácter amistoso y de preparación de cara al Torneo Clausura 2011, de nueva cuenta la liga local se ve envuelta por el escándalo. Ello porque parece increíble que, ante la evidencia, la Comisión Disciplinaria de la FEMEXFUT decidiera castigar al infractor con únicamente 5 partidos, los cuales, además de presentarse como una sanción débil (acorde con el grueso de especialistas y medios enfocados al seguimiento de los hechos alrededor de la liga nacional), podrán cumplirse dentro de partidos amistosos previos al inicio de la competencia oficial.

Lo último es por mucho el tema de mayor polémica dentro de los medios deportivos, puesto que en los años recientes no existe ningún ejemplo que ayude a justificar el hecho de que el jugador argentino sea objeto de tantas facilidades para cumplir con su castigo. Piénsese simplemente en la más reciente Copa Mundial, en la cual, por ejemplo, el futbolista brasileño Felipe Melo, expulsado en el último juego de su selección nacional dentro del evento, está obligado a cumplir su sanción dentro de un juego considerado como oficial, es decir, contemplado dentro del calendario de la FIFA, o bien, incluido dentro de un evento organizado por dicho organismo.

Esto mismo es lo que ocurre en todas y cada una de las federaciones afiliadas a esta entidad (la FEMEXFUT es parte de las más de doscientas organizaciones pertenecientes a la FIFA). Así, si esto ocurriera en viceversa, es decir, dentro de un partido de eliminatoria de cara a la Copa del Mundo, el jugador castigado debe cumplir su sanción dentro de un cotejo del mismo carácter, y si éste no existiera, debe cumplirse dentro de la Copa Mundial, o bien, en la próxima justa avalada por FIFA o una Confederación (máximas entidades a nivel continental y regional en el fútbol internacional de tipo profesional).

Lo mismo (acorde con el reglamento del máximo organismo del balompié mundial) debe imperar en las ligas de cada una de las naciones en cuestión.

Aunado a ello, se arguye como antecedente próximo lo ocurrido con el futbolista de origen argentino Cristian Zermatten, el cual, por una acción similar en contra del entonces silbante Felipe Ramos Rizo fue sancionado con un año de suspensión de toda actividad profesional, en México así como en cualquier otro torneo o competencia avalado por una federación nacional afiliada a la FIFA.

De igual manera, el surgimiento de algunas voces (entre ellas la del propio Ramos Rizo, hoy analista arbitral en la cadena ESPN) en las cuales se afirma que la diferencia entre el caso de Zermatten con el de Sambueza radican en la presión que la directiva de los Tecos ejerció sobre la Comisión de Arbitraje, e incluso, sobre el propio Román Medina, al cual se acusa de que, por su redacción en la cédula arbitral, impidió una sanción más severa hacia su agresor.

En efecto, la familia Leaño, dueña y administradora del cuadro zapopano, cuenta con antecedentes poco favorecedores a su causa. Desde amenazas de muerte a silbantes, así como diversas acusaciones por supuestas agresiones a miembros de la FEMEXFUT ocurridos en el Estadio Tres de Marzo, inmueble en el que Estudiantes juega sus encuentros como local, el conjunto representante de la Universidad Autónoma de Guadalajara es famoso por su constante mención e inclusión en faltas al reglamento, así como a faltas de respeto por la autoridad investida por el silbante.

No obstante, es por más claro que la Comisión Disciplinaria no aplicó el mismo criterio a jugadas similares. Escudándose en el hecho de que el reglamento de la Federación Mexicana no contempla este tipo de acciones, Alfonso Sabater, director de dicha comisión, intenta justificar la falta de mano dura ante una acción que termina por perjudicar aún más la ya de por sí afectada imagen de su entidad, así como la del arbitraje mexicano y la propia FEMEXFUT.

Justo por ello, surgen las especulaciones ya descritas, y es probable que en los próximos días, éstas continúen surgiendo ante la cercanía de la reaparición del jugados (la cual, gracias al hoyo reglamentario, tendrá a bien realizarse en menos de un mes). Independentemente del carácter de extranjero, debería resultar mucho más severo el castigo a un jugador de este tipo en actitudes como las realizadas por Sambueza. Después de todo, la idea de traer a un futbolista extranjero en nuestro país nace (o debiera nacer) del intento por mejorar y aumentar el nivel de calidad de la liga local.

De este modo, esperemos que los actores involucrados aprendan la lección. Será difícil que la Comisión Disciplinaria termine por ceder ante las críticas de los medios. No obstante, esperemos que lo piense dos veces antes de permitir que un hecho como este vuelva a insertar en el ojo del huracán al futbol nacional, hoy tan vituperado por su pobreza en resultados, tanto dentro, como fuera de la cancha.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • "Al fin y al cabo, somos lo que hacemos para cambiar lo que somos." E. Galeano

  • "Siempre fuiste mi espejo, quiero decir que para verme tenía que mirarte." J.Cortázar
  • "No hay necesidad de fuego, el infierno son los otros." J.P. Sartre
A %d blogueros les gusta esto: